Escucho a muchas personas referirse a otras diciendo: “Es que tiene el ego muy alto”.

Y he notado que, en vez de tener el ego alto, en realidad lo tienen bajo.

Vamos a entenderlo matemáticamente...

La vida, por su naturaleza, siempre lleva todo a balance. A equilibrio. A cero.

Si una persona llega con un ego de +100, va a parecer que tiene el ego alto.

Yo encuentro que lo tiene es en -100... y que está tirando a +100 en busca de su equilibrio.

-100 y 0 es -50. Aun se queda corto del equilibrio.

+100 y -100 es 0. El balance al cual nos lleva la vida.

¿Qué me enseña esto?

1. Cuando veo a alguien que parece tener el ego alto, automáticamente entiendo que lo tiene bajo.

2. El ego es el envase y el autoestima es el líquido (gracias amigo @drboscoalcivar por mostrarme que el autoestima balanceado depende del ego balanceado).

3. ‘Ego bajo’ es ‘autoestima baja’.

4. Me hago la pregunta: “¿Qué está sufriendo esta persona, que ese -100 que no quiere que se vea?”

5. Al encontrar la respuesta, busco la manera de serle útil. Le doy lo que necesita y recibo a cambio lo que requiero (amor, cariño o dinero).

¿Quieres conocer más de ‘Tu código personal’?

Mi primer libro está disponible en todos los países, en digital y en impreso.

Para más info, porfa contáctame al WhatsApp Telegram Signal +507 6236-8530.

¡Un abrazote y a la orden siempre!

-Robert Baum
Autor de ‘Tu código personal’